el legado de zig ziglar“Nos veremos en la cumbre”.

Esas fueron las palabras que recibí por primera vez de Zig Ziglar, título de uno de sus libros, el cual se ha convertido en una de las principales obras dentro de mi biblioteca personal.

Este 28 de Noviembre de 2012, el autor y orador motivacional que ha cambiado miles de vidas dejó de existir debido a una neumonía a la edad de 86 años.

Ziglar creció durante los años de la Gran Depresión, y esos tiempos duros influyeron bastante en su manera de pensar y de hacer las cosas.

Decía que, a medida que pasaban las décadas, notaba una cuestión muy particular: algunas personas vivían en casas muy bonitas, tenían vacaciones inolvidables y manejaban los mejores carros aun en los tiempos difíciles.

Sin embargo, observaba también a otras personas que tenían problemas financieros aún en los tiempos de prosperidad.

Notó que aquéllas personas prósperas quienes no podían hacer nada por la economía nacional, sí podían hacer algo por su economía personal.

Ziglar decía que estas personas, sin importar qué estuviera pasando a su alrededor, aceptaban la responsabilidad de su propia economía.

En otras palabras, trabajaban duro y hacían lo que tenían que hacer no solo para sobrevivir, sino para prosperar.

En la actualidad, en medio de la peor crisis financiera mundial de toda la historia, podemos ver los mismos parámetros por dondequiera que vayamos.

No importa qué tan pequeño sea el pueblo, o qué tan grande sea la ciudad, en tiempos buenos o en tiempos malos, siempre vas a hallar personas a las cuales les está yendo muy, muy bien, aún y cuando alrededor de ellos haya una multitud de personas batallando por encontrar un trabajo.

A Sam Walton, el fundador de WalMart, le preguntaron si qué pensaba acerca de la recesión (de 1991) y dijo: “He estado pensando en ello, pero he decidido no participar”.

Zig definió dos principios que permitirían a cualquier persona prosperar sin importar las condiciones existentes a su alrededor.

Uno de esos principios es cómo motivarse.

Dijo: “no esperes a que alguien venga y te motive. Tienes que crear tu propia motivación e inspiración.”

Para hacer ésto, necesitas de rodearte y de hablar con personas que piensen y busquen lo mismo que tú, así como el leer los libros correctos.

Zig Ziglar leía más de 3 horas diarias. Y eso lo hizo por más de 30 años.

Una de sus lecturas diarias era la Biblia.

Decía también que todos pueden y deben hallar un mentor.

Las personas con las que te asocies y todos los libros que leas serán grandes fuentes de inspiración.

También dijo que renuevas tu motivación al  volver a leer cosas que te inspiraron anteriormente, de manera que tu mente pueda estar refrescándose de forma constante.

Pienso que ésto es una gran verdad. La lectura continua y repetitiva así como tener un mentor personal es fundamental.

Si tú estás rodeándote de personas de las cuales no estás aprendiendo nada constructivo, que no toman notas en los cursos, que sólo hablan tonterías, que sólo pierden el tiempo, quejándose, sin principios, ni valores, ni visión… entonces deberías analizar seriamente de quién estás rodeándote.

Clement Stone nos dijo: “la inspiración nos mueve a la acción”.

Pero si tú lo haces al revés: primero actuando y luego inspirándote, no importa, sólo necesitas encontrar qué es lo que te va a llevar al lugar donde vas.

¿Pero qué pasa cuando alguien tiene mucha inspiración pero no está viviendo a su máximo potencial?

Entonces, tenemos un problema; y ésto es: la imagen pobre o débil que se tiene de sí mismo.

Zig nos hizo saber que en sus inicios, la imagen mental que se tenía de sí mismo era el reflejo de la pobreza que vivió de niño.

Citaba al Dr. Joyce Brothers quien dijo: “no puedes sacar lo mejor de ti si estás actuando de una manera inconsistente a la manera en cómo te ves a ti mismo”.

En otras palabras, si tú te ves a ti mismo en problemas económicos, siempre estarás en esa situación.

Si tú sólo te quejas de que no tienes dinero, o vives pidiendo prestado, las probabilidades de continuar así son muy altas.

Si tú te ves pobre a ti mismo, entonces las probabilidades son que siempre serás pobre.

Zig Ziglar tenía más de dos años como vendedor de utensilios de cocina cuando se dio cuenta de esta verdad.

En esos 2 años y medio había tenido sólo fracasos como vendedor. No había podido destacar.

Hasta que una vez, el presidente de esa compañía, el Sr. Merrell, a quien Ziglar le tenía mucho respeto y admiración le dijo:

Zig, te he estado observando por estos 2 años y medio y nunca he visto tal desperdicio. Creo que tú podrías ser un campeón nacional si sólo reconocieras tus propias habilidades, si creyeras en tí mismo y trabajaras sobre una agenda regular”.

Zig dijo que nadie le había dicho que podía ser un campeón jamás.

Escuchando al hombre a quien le tenía una profunda admiración diciéndole esas palabras fue un despegue total para su carrera.

Empezó a mirarse como el Campeón que el Sr. Merrell le había dicho que podía ser.

Ese año, Ziglar fue del mismo fondo a ser el vendedor número 2 de esa compañía, sobresaliendo entre más de 700 vendedores.

Cuando cambió la manera de verse a sí mismo, Ziglar se convirtió en un hombre de Éxito.

Esto es impresionantemente real. Tú puedes tener todas las habilidades y todo el conocimiento del mundo, pero la confianza que tengas en ti mismo necesitará igualar o exceder la de tu competencia.

Tú lo debes de haber visto ya:

Cientos de personas que llevan el mismo entrenamiento de ventas a la misma vez, o el mismo curso de superación, o aprendieron exactamente lo mismo… pero después de un tiempo sólo unos cuantos fueron los que llegaron a tener Éxito.

TIENES QUE CAMBIAR LO QUE LLEVAS DENTRO ACTUANDO.

Si tienes el mismo problema de Ziglar y quieres encontrar el cambio, él nos recomienda dos maneras básicas para tomar acción:

1.- Busca y encuentra a una persona a la que consideres Exitosa… pero para que te diga tus verdades, te ponga en un plan de trabajo y saque de ti lo mejor que tienes. Eso fue lo mismo que le pasó a Ziglar.

2.- La otra manera es asistiendo a un evento masivo.

He visto personas que van a un seminario, curso o evento de su compañía, donde se ven rodeados de cientos y cientos de personas, reciben la motivación necesaria y salen prendidos logrando resultados inmediatos e impresionantes.

Cuando ellos ven a otras personas exitosas, las cuales no se ven más inteligentes o más diferentes que ellos… como que ésto les enciende algo por dentro.

 

Leer las cosas correctas y rodearse de las personas correctas definitivamente tiene un efecto crucial.

 

Leer, conocer y ver en videos a Ziglar ha tenido un impacto en mi. Un regalo que sigo recibiendo con mucho cariño y que hoy lo comparto contigo. Lastimosamente después de su reciente partida física, pero estoy seguro que su obra nos seguirá acompañando en esta vida.

Construir una imagen positiva de ti mismo(a) es uno de los grandes regalos que te puedes dar.

Busca alguien que te dirija, que te muestre un camino, alguien que te ayude a desarrollar seguridad, pero sobre todo, que tenga las bases espirituales bíblicas que Zig Ziglar tenía.

El también afirmaba que poner la confianza en el Señor tu Dios primeramente antes del confiar en tus manos, es la clave de todo ésto.

Nosotros te podemos ayudar a desarrollar ese líder que llevas en ti con todos estos principios.

Tú necesitas de alguien que te ayude a eliminar esas barreras que te han estado deteniendo. Nosotros podemos ayudarte a que las venzas.

Si tienes preguntas, puedes contactarme directamente AQUI.

Y recuerda que… Si vas a Jugar, Juega a Ganar!

Nos veremos en la cumbre…

MAS CONTENIDO DE VALOR:

Descubre Por Qué La Mayoría De Los Emprendedores, Nunca Logrará Su LIBERTAD FINANCIERA

Únete a la lista de correo para recibir los secretos para lograr tu Libertad Financiera.

You have Successfully Subscribed!